Farmacia antroposófica

Antroposofia, Medicina antroposófica, Medicamentos antroposóficos

Tratamiento no farmacológico de las patologías de garganta desde el punto de vista antroposófico

Deja un comentario

cat-724551_960_720

Este artículo se añade a los siguientes:

En el primero, además se aporta la visión antroposófica del enfriamiento, a partir de la cual toma su sentido el tratamiento.

Volvemos a insistir en que solo se pretende compartir nuestra experiencia de farmacéuticos antroposóficos de más de 20 años. En ningún momento lo que aquí se refleja se ha de tomar como una recomendación médica y siempre debe quedar claro que el empleo de los medicamentos se llevará a cabo, bajo responsabilidad propia y nunca han de sustituir la visita al médico, al cual se deberá acudir en caso de que los síntomas persistan o si se agravan.

El dolor de garganta

Cuando al pasar el aire por la garganta produce un dolor o molestia se suele tratar de una inflamación de la faringe, faringitis. Cuando además se añade ronquera, afonía, incluso desaparece la voz, lo más común es que haya aparecido una laringitis.

Puede llegar a aparecer una inflamación en las amígdalas, amigdalitis, también conocida como tonsilitis.

Estas infecciones comienzan con la sensación de picor y con sequedad en la región faríngea, que se convierte en dolor a la hora de tragar. También se puede acompañar de mal sabor de boca y halitosis.

Si la enfermedad avanza el paciente sufrirá una generalización de su patología, especialmente en el caso de amigdalitis, apareciendo fiebre y sintiéndose el paciente agotado.

Es importante saber que, en ocasiones, los niños pequeños a los que les duele la garganta no se quejan de dolor al tragar sino que se refieren a un supuesto “dolor de barriga” que pueden desorientar a padres y médicos.

Medidas no farmacológicas para el tratamiento del dolor de garganta

Medidas higiénico dietéticas

Atención al descanso

Se debe aumentar el reposo y, siempre que sea posible, guardar cama.

Mantener el periodo de convalecencia. Nunca se debería reanudar la vida normal antes de la total curación y no se comenzará con la práctica deportiva hasta después de una semana de la total curación.

Adecuar el abrigo

Tanto en la prevención como en el propio tratamiento se debe adecuar la ropa que se emplea. No se debe sobreabrigar, pero es muy importante evitar el frio.

En los meses de invierno el cuello debe quedar cubierto mediante un pañuelo, bufanda o similar. Pero no solo se debe cuidar esa parte, sino que se debe evitar el frío en pies y riñones.

Aumento de ingesta de líquidos y  lleva a cabo gárgaras

Se debe aumentar la cantidad de lo que se bebe, cuidando que sean líquidos de origen natural, como infusiones (tomillo o salvia).

Las bebidas a tomar no deberán estar ni excesivamente calientes ni excesivamente frías. Se les puede añadir unas gotas de zumo de limón y edulcorar con una cucharadita de miel. Con estas infusiones se puede uno enjuagar e, incluso hacer gárgaras. También se pueden lleva a cabo gargarismos con agua con sal.

Aumentar la humedad ambiental

En la sequedad faríngea se desarrollan mejor los virus y bacterias, que, aunque ya se ha comentado que no son los desencadenantes de la enfermedad si que en un segundo momento toman su relevancia.

Para ello se pueden emplear humidificadores. En caso de no disponer de este tipo de aparatos puede ser útil colocar sobre el radiador una toalla mojada.

Hablar con el timbre de voz normal

En caso de que el hablar sea imprescindible se debe hacer con la voz habitual, aunque no se logre un volumen. Los susurros que fuerzan la voz dañan más las cuerdas vocales

Cuidado de la dieta

No se deberá adelantar ni forzar la alimentación del paciente hasta que no recobre el apetito.

Evitar el exceso de azúcares refinados.

Favorecer incorporación de fruta y verdura.

Prestar especial atención a la higiene bucal

Si se eliminan los gérmenes de la cavidad bucal, el sistema inmunitario se puede concentrar en la eliminación de los otros microorganismos que están causando el dolor de garganta.

Tomar caramelos

Al tomar caramelos aumenta la insalivación. Este aumento de volumen líquido puede arrastrar microorganismos, pero además la saliva humana contiene una enzima, llamada lisozima que, de por sí, es bactericida.

Si además estos caramelos contienen sustancias naturales terapéuticas este efecto se puede ver reforzado. Desde Farmacia Antroposófica recomendamos los caramelos de Echinacea Bonbons de los laboratorios Vogel, por, sin ser laboratorios antroposóficos, emplean los códigos de calidad más similares al emplear únicamente planta fresca de cultivo ecológico.

Cuidados más profundos

Desde el punto de vista antroposófico se debe tener en cuenta que en la fonación de la palabra está muy presente el yo, algo que nos hace personas y, por tanto, se debe favorecer el recogimiento y la relajación y evitar pensamientos negativos y que nos hagan daño.

Existen casos de niños que viven una situación que no pueden “tragar” y que, de alguna manera, se les atasca en la garganta.Se debe favorecer que los niños no se duerman con penas o agobios latentes o vivos.

Aplicaciones externas

Pomada de cobre en los pies

Introducimos aquí la pomada de cobre de Weleda, aunque ésta sea un medicamento.

El cobre es un elemento dinamizador del calor. Capaz de atravesar la piel cuando se aplica en forma de pomada, produce una vasodilatación inmediata que mejora la perfusión sanguínea desde los pies donde se aplicado hasta la mucosa de la garganta.

Pediluvios a temperatura creciente

Este método ya se explicó para tratar la fiebre.Es un impulso del cuerpo calórico  para que pueda mejorar su capacidad defensiva.

Deben abstenerse aquellas personas que tengan problemas de retorno venoso, o aquellas que tengan heridas en esa zona. Es importante que la parte corporal superior de la persona quede bien abrigado.

Sentado cómodamente frente un barreño o bidé en el que quepan los dos pies se introducen estos en un agua a una temperatura de 33ºC que cubra hasta el comienzo de la pantorrilla. Mediante una jarra se va incorporando agua caliente, cuidando de no quemarse, especialmente en caso de niños, dejando que la temperatura aumente hasta un máximo de 40-41ºC. Para controlar la temperatura es útil ayudarse de un termómetro.

El proceso puede durar unos 15 a 20 minutos, posteriormente secar bien y cubrir con unos calcetines calientes y favorecer el descanso y sueño.

Envolturas

Este texto está basado en en el libro “Anthroposophische Arzneitherapie für Ärtzte und Apotheker” de la Dra Michaela Glöckler.

Mediante las envolturas de cuello se puede estimular la circulación linfática. Además mejora la circulación sanguínea con lo que la mucosa faríngea queda irrigada desapareciendo la sequedad que puede favorecer la proliferación de la enfermedad de garganta.

Envoltura caliente de agua de limón

Esta envoltura resulta muy útil, dado que el limón contiene ácidos que actúan de manera estructurante, eliminan el dolor y reducen la fiebre, además su aceite esencial actúa también como antiséptico.

Preparación de la envoltura caliente de agua de limón

El paciente se tumba con una bufanda al cuello

A una palangana o barreño con agua caliente a unos 70ºC ,que es lo más caliente que sale el agua del grifo, se le añade un limón cortado en forma de estrella. Con ayuda de un tenedor se sumerge un paño en esta solución se escurre hasta quedar prácticamente seco y se envuelve en otro paño, que es lo que se pondrá alrededor del cuello. Para ello se retira la bufanda, se pone el conjunto de los dos paños, a modo de envoltura y se cubre de nuevo con la bufanda. Se deja unos 30 minutos sin dejar que la envoltura se enfríe. Posteriormente se el paciente debe descansar 15 minutos más.

Envoltura fría de agua de limón

En dolores de garganta con anginas purulentas, y amígdalas inflamadas

Preparación de la envoltura fría de agua de limón

Se lleva a cabo la envoltura de manera similar a la caliente, con la diferencia de que el paño se sumerge en una preparación que ha de estar a una temperatura fresca que no fría.

En este caso también se puede sustituir el limón preparando una solución salina que consistiría en una cucharada sopera de sal en un litro de agua.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s